Nur ha descubierto los lolcats. El milenarismo ha llegado. ¿Y por qué es tan grave?

Esta es la mamonada en cuestión
Esta es la mamonada en cuestión

 

Decir que a Nur le gustan los gatos es como decir que el Sol está una mijilla caliente. Es quedarse muy muy corto, pero muy muy corto. 

Es probable que nunca haya visto una cosa igual. Se vuelve loca, pero loca, con los gatos. No hay nada que las bestezuelas hagan que pueda estar mal a sus ojos. Todo lo que un gatete hace es mono, bueno, y moralmente provechoso.

No me entendáis mal: no me molesta ni me parece mal. Al contrario, me parece encantador. Me chifla ver como se ríe a carcajadas y palmotea con algunos de ellos, y cómo me llama para enseñarme este o aquel. Todavía se está riendo del gato en el tocadiscos.

Es que lleva horas. Y creo que va a intentar verse todas las fotos del sitio de una sentada.

Me parece que la vamos a tener que sondar, y llamar a la oficina para decirles que no curra mañana. No sé si saldrá de esta. En este momento hay 464 páginas de fotos, sólo de gatos. Espero que no empiece con las demás secciones. ¿Cuántos lolcats puede haber? ¿Cientos de miles? ¿MILLONES?

Anuncios