Heracles yendo a currarLlevaba tiempo dándole vueltas a la idea de hacerme con un sello personal. Algo para marcar mis libros, en vez de simplemente ponerles el nombre y mi teléfono. Y encontré este sitio, de modo que empecé a echarle un vistazo… y me encontré con esto.De modo que ya tengo una imagen para mi ex – libris. También podría haber usado una imagen propia, me dan esa opción, pero es que esta imagen resulta ser “Heracles viajando”. No, no tengo idea de por qué va montado en una especie de olla. Yo, por mi parte, he decidido bautizarlo como “Heracles en el atasco de la mañana”. Heracles (o Hércules en la versión romana) es uno de mis personajes míticos favoritos, así que me decidí por ella. Al lado en el catálogo, sin embargo, estaba un duro competidor: Teseo en el mismo acto de repellarse al Minotauro. Decisiones, decisiones… Al final ganó Heracles.

Heracles es un héroe griego que fue la quintaesencia del metal antes del metal, incluso para palmarla. La muerte de Heracles fue descrita por Ovidio en la Metamorfosis, y es totalmente heavy: tras matar a Achelous, dios del río Acheloos, Heracles toma a la prometida de este, Deianeira, como esposa. Mientras viaja con ella, tuvieron que cruzar un río, y el centauro Nessus se ofreció a ayudarles, pasando primero a la esposa de Heracles. Como buen centauro, en cuanto la moza se le subió al lomo, salió disparado con la sana intención de empetarla un rato. Heracles no se quedó quieto, y lo aseteó desde el otro lado del río con sus flechas envenenadas, bañadas en la sangre de la hidra de Lerna (a la que había matatdo como una de sus 12 pruebas, con Manowar sonando de fondo). Nessus, agonizando, le dijo a la mujer de Heracles que recogiera la sangre que brotaba de sus heridas y su esperma derramado, porque si aplicaba esa mezcla a las vestiduras de Heracles, le impediría mágicamente el que el héroe se liara con otras mujeres. En eso Heracles le había salido al padre, claro. Y la buena moza hizo lo que le dijeron, recogiendo la sangre en un frasco.

Un tiempo después, Deianeira sospechaba que Heracles podía andar detrás de las faldas de Iole (de los amantes masculinos no se preocupaba), de modo que untó la túnica del héroe con esa mezcla. Licas, el sirviente de Heracles, llevó al héroe las prendas sin tocarlas. Aquí viene la parte metalera: el veneno quemó a Heracles, y cuando este se arrancó la túnica la piel y la carne se separaron de los huesos. Aún así, Heracles tuvo fuerzas para agarrar al sirviente por los pies y lanzarlo al mar, pensando que éste le había traicionado, para a continuación desarraigar con las manos unos cuantos árboles para hacerse la pira funeraria. Porque si eres un héroe, minucias como que la carne se desprenda de tu esqueleto no te impiden tener un funeral digno. El mejor amigo de Heracles, Filoctetes, encendió la pira, por lo cual Heracles le recompensó regalándole su arco y sus flechas (con las que luego hizo Filoctetes hizo estragos en la guerra de Troya, debían ser objetos épicos + 250). El fuego quemó sólo su parte mortal, con lo cuál Heracles ascendió a la divinidad, llegó al Olimpo, hizo las paces con Hera, esposa de Zeus (que le tenía bastante hincha), y se casó con la diosa Hebe. Luego supongo que se marcó un solo de guitarra con el nabo en lo alto del monte Olimpo, para rematar. Así, sí. ¿No es genial?

De modo que este héroe será la imagen con la que marque mis libros. Qué coño, puede que me dedique a marcar más cosas. ¿Barbián? ¿Barbián, bonito? ¿Quién es el gato más guapo…?

Anuncios