++++ Ayer estuve en una entrevista con una consultora. Creo que tengo buenas posibilidades de que me lo den, pero hasta el miércoles no tendré nuevas noticias.Quiero ese trabajo.

Me encanta llevarme sorpresas, y una inevitable es la que te llevas cuando cambias de división. El director de la consultora, un abuelito muy majete, me estaba vendiendo un poco la consultora, y menciona:

– [Abuelito] Sé que no somos los que pagamos sueldos más altos del mercado, pero aquí se trabaja muy a gusto, somos flexibles y damos muchas posibilidades de desarrollo.
– [Imperator] Bien, el sueldo no es lo más prioritario para mí. ¿De qué condiciones hablaríamos?
– [Abuelito] Bueno, aquí más o menos salimos en los primeros meses por 18.000 € al año de fijo, más un 10% sobre la operación, más un 2% si eres el que la captas… [escribe unos números en un folio]… otros 18.000 a 24.000 € en comisiones… [mis globos oculares pegan en el cristal de las gafas, él no se da cuenta porque está mirando el folio], pues un total de 6 – 7 millones de las antiguas pesetas al año.
– [Imperator, poniendo cara de póker, como el que gana eso sin despeinarse] Bien, para empezar es una cifra razonable, mientras se ve si el trabajador responde… [necesito cambiarme de calzoncillos]

Quiero ese trabajo. Puedo hacer muchas cosas ganando esa pasta. Puedo acelerar muchos planes ganando esa pasta.

++++ En otro orden de cosas, quiero agradecer a Tindriel que me llevara anoche a casa, cuando salimos del Laberinto. Me ahorraste ir hasta Cibeles y coger un búho, por lo que te estoy muy agradecido. Fue un detallazo. Eres la mejor, preciosa

Anuncios