La nieve hace a la gente mejores personas. Esta mañana he visto a mucha gente riendo por nada en particular, simplemente porque hay nieve en los coches. Cuando Rapun y yo nos hemos levantado, toda la zona del Palacio (que tiene muchos parques) estaba muy blanca. Viniendo al trabajo, en una zona donde uno ve mucho pijo y mucho businessman muy serios, ocupados y apresurados, hoy la gente sonreía, y andaba más despacio. También en parte porque el suelo resbalaba.Los que entienden del tema, como casi siempre, son los enanos. Van chillando de pura alegría, porque ha nevado y eso es importante, Ellos lo saben, nosotros a veces lo olvidamos.

A dos pasos del trabajo, 3 críos tenían acorralada a su niñera, una chica joven, muy guapa, con la que me cruzo a diario, en un letal fuego cruzado. Tuve que cruzar agachado entre dos coches, como si estuviera en Sarajevo. Unos buenos tácticos, los enanos. Tenían la posición copada. Me pregunto cuántas ocasiones tiene uno de reirse como esa chica, que por otra parte parecía no haber visto la nieve nunca antes, según parecía decir (también la chica parecía sudamericana).

La excepción, como siempre, la dieron 2 curas de sotana que me he cruzado que iban con cara de asco (todo amor cristiano y eso), y un businessman que parecía Ebenezer Scrooge Reloaded. Espero que se encuentren con todo un colegio de enanos a los que les han dado el día libre y les saquen la mierda del cuerpo a bolazos de nieve.

Anuncios